Se le metieron tres ratas y asesinaron un Guarda,ocurrió a orillas del río Magdalena en el Parque Industrial Pimsa,en el municipio de Malambo.

Se le metieron tres ratas y asesinaron un Guarda,ocurrió a orillas del río Magdalena en el Parque Industrial Pimsa,en el municipio de Malambo… VIDEO… Así fue el enfrentamiento del guarda con varios ratas que se metieron a robar.

Un vigilante que se encontraba en su labor nocturna fue asesinado la medianoche de este sábado en el puerto del Parque Industrial Pimsa, en el municipio de Malambo.

La víctima respondía al nombre de Antonio Carlos Buendía González, de 33 años, quien laboraba para una empresa de seguridad privada y prestaba su servicio a una compañía que tiene sede en el parque industrial.

El reporte de las autoridades señala que los trabajadores de una empresa, que se encarga de suministrar combustibles a buques, indicaron que el vigilante se hallaba en servicio nocturno en el puerto, a orillas del río Magdalena, cuando fue abordado por dos hombres que llegaron en un lancha y le dispararon sin mediar palabra con el único fin de robarle su arma de dotación: un revólver calibre 38.

Los delincuentes emprendieron la huida en la misma lancha río abajo con el arma de la víctima, mientras que otro vigilante, al escuchar la detonación, dio aviso a la empresa y Antonio Carlos fue sacado del lugar en un taxi hasta la Clínica Campbell de Malambo, pero allí se confirmó su deceso.

El hombre recibió un disparo en el abdomen cuando se hallaba en la garita del puerto.

Según la Policía, hubo intercambio de disparos cuando el guardia se percató de las intenciones de los hombres en lancha, pero Antonio terminó impactado.

Antonio Carlos dejó dos hijos de 10 y 7 años, residía en unión libre en el barrio Villa Blanca de Barranquilla, era el mayor de tres hermanos y oriundo de Barranquilla.

“Era dedicado a su hijo, muy hogareño. Nunca tuvo amenazas. Seguro los delincuentes estaban haciendo cacería para robar”, dijo Juan David Buendia, hermano de la víctima.

La Policía y la Armada Nacional se encuentran al frente de las investigaciones para dar con el paradero de los delincuentes que cometieron este homicidio…

Un supervisor amigo y ex compañero del vigilante asesinado opina que no es posible que haya una ley que sólo le permita a un Guarda de seguridad tener en su puesto de trabajo sólo 6 cartuchos, y en estos casos donde se meten varios rateros quedan desarmados, opina que los guardas deben de comprar balas adicionales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: